Asi Mejor

Beneficios y propiedades de la remolacha o betabel

Remolacha

La remolacha o betabel, como se conoce en algunos países de Sudamérica, es un alimento con propiedades curativas y muchos beneficios que a cualquiera le vienen de maravilla. Con su sabor dulce y terroso se pueden preparar platos deliciosos y al tiempo nutrirse con su alto contenido vitamínico.

Su nombre científico es “beta vulgaris” y constituye el tallo bajo de la planta. Es descendiente de la familia de Amarantáceas, la misma de la acelga y la espinaca, de origen Mediterráneo. Tanto las hojas como la raíz se pueden consumir, aunque las primeras tiene un sabor amargo.

La remolacha tiene una piel delgada, cuyo color puede variar de rosado violeta, pasando por naranja, rojizo y hasta marrón. Su pulpa es abundante de color rojo oscuro, con matices púrpuras. Este hermoso color se lo da la betacianina, un componente muy importante y que le da la cualidad anticancerígena a la remolacha.

Los más importantes productores de remolacha actualmente son Francia e Italia. España también es tierra buena para cosechar remolachas de mesa, así como Estados Unidos, Alemania, Polonia y Rusia. La raíz también se usa para la elaboración de azúcar y, en ocasiones, para alimentar el ganado.

Por lo general, la remolacha se cocina, sin embargo, también se puede consumir cruda o encurtida y así aprovechar la gran cantidad de nutrientes que benefician la salud. Tradicionalmente, se ha usado esta raíz para desintoxicar el cuerpo, actuando especialmente sobre el hígado. Además, es alta en fibra, vitaminas y minerales, lo que aporta otras ventajas para mantenernos saludables.

Las propiedades y beneficios de la remolacha son suficiente razón para incluirla como ingrediente de muchas preparaciones en los hogares. Es por eso que, a continuación, describiremos cada uno de ellos, con el fin de brindar toda la información necesaria para que disfrutes de tan suculento vegetal.

Los beneficios y propiedades de la remolacha/betabel

Las propiedades de la remolacha son perfectas para mantener un excelente estado general de salud. Contiene un 80% de agua, por lo que es muy buena para hidratar el cuerpo. Es rica fuente de ácido fólico, vitamina C y potasio. Es muy baja en calorías, unas 40 aprox. También contiene otros minerales importantes como hierro, fósforo, yodo, magnesio, zinc, calcio y sodio. Asimismo, otras vitaminas como tiamina, riboflavina, niacina, vitaminas B1, B2, B3, B6, E y K.

Además, contiene los siguientes valores nutricionales: 9.50gr de hidratos de carbono, 1.6 gramos de proteína, 0.1 gramos de grasa y 2.8 gramos de fibra.

A continuación, veamos todos los beneficios que aporta en la dieta el consumo de remolacha:

Previene el cáncer

Al igual que otros vegetales y frutas, la remolacha puede contribuir a la prevención del cáncer. No se trata de que consumir este alimento puede sustituir el tratamiento de esta enfermedad, no es responsable afirmarlo. Sin embargo, al ser rico en flavonoides, como la betacianina, lo hace un potente protector de las células.

Sus antioxidantes luchan contra los radicales libres, lo cual previene el deterioro de órganos importantes para el funcionamiento normal del organismo. De ahí la importancia de incluir la remolacha y otros vegetales que tienen propiedades y aportan beneficios similares.

cancer metastasis

Pero qué hace concretamente la remolacha en el cuerpo para ser recomendado en la prevención del cáncer. Los resultados de diversos estudios importantes revelan que la betacianina de esta raíz detiene el crecimiento de los tumores en un 25%, más específicamente en el cáncer de seno y de próstata.

En todo caso, siempre es importante tener una dieta sana y balanceada con alimentos nutritivos, naturales y óptimos para el correcto funcionamiento del organismo. Eso, ayuda mucho a evitar un gran número de enfermedades.

Disminuye la presión arterial

Sin duda, este es uno de los beneficios más importantes de la remolacha, ya que la tensión alta es causante de la principal muerte en el mundo, el infarto cardíaco.Y todo debido a una de sus propiedades más destacables.

Los nitratos que contiene la remolacha aumenta la generación de óxido de nitrito en sangre, lo que ocasiona la dilatación de los vasos sanguíneos o arterias y, en consecuencia, la presión arterial baja. Según algunas investigaciones, consumir una determinada cantidad de remolacha (500 gramos aproximadamente) disminuye la tensión arterial en pocas horas.

Sin embargo, esto no aplica para casos crónicos y siempre que se sufra de este padecimiento es indispensable el acompañamiento médico. La remolacha no sustituye a los antihipertensivos. Es más conveniente consumirla para prevención que para curación.

Previene la subida del colesterol

El colesterol LDL en niveles altos es responsable de enfermedades cardiovasculares y por eso su reducción es clave en la prevención. Entre las propiedades de la remolacha se encuentra que es rica en fibras solubles y antioxidantes, las primeras son importantes para la absorción del colesterol, ya que al absorber agua forma un gel en el estómago que ayuda a eliminar las grasas mediante las heces.

el corazon

Por otra parte, los antioxidantes evitan la oxidación del colesterol y, por lo tanto, también impide que se adhiera a las arterias, protegiendo el corazón de ataques cardíacos y previniendo enfermedades como trombosis y accidentes cardiovasculares.

Tratamiento para la anemia

Tradicionalmente, como uno de sus beneficios más resaltantes, se consume la remolacha para combatir la anemia, junto con otros vegetales y frutas que cumples más o menos la misma función.Pero, no es por su color púrpura rojizo intenso, como muchos por desconocimiento piensan, sino por su contenido en hierro.

No obstante, no es solo por esta razón que es excelente para tratar la anemia, también se debe a la vitamina C que contiene, la cual ayuda a la fijación del hierro. Por cada 100 gramos de este vegetal se contabilizan 0.8 mg de hierro.

Además, también contiene ácido fólico que igualmente ayuda en el tratamiento de esta condición; y la vitamina B9 que facilita la producción de glóbulos rojos. La combinación de los cuatro componentes la hacen mejor que cualquier otro alimento rico en hierro.

De igual forma, es recomendable consumir remolacha en circunstancias donde se requiere más consumo de hierro, como en el embarazo y durante la lactancia. La forma ideal de prepararla es cruda en jugos naturales y siempre acompañada de otros frutos ricos en vitamina C para mejor absorción del hierro.

Previene el estreñimiento

Aunque no es muy común escuchar que la remolacha es apropiada para combatir el estreñimiento, la verdad es que es excelente para mantener una óptima salud digestiva. Su alto contenido en fibra ayuda al vaciado del intestino, a ablandar las heces y, por lo tanto, a la prevención de este mal que afecta a muchas personas y que produce otras dolencias, como las hemorroides. Se considera, en este sentido, un laxante natural.

digestion-de-estomago

Pero, además de la fibra, la remolacha tiene un efecto probiótico que contribuye en gran medida a tener una flora intestinal fuerte. Como es un alimento altamente digestivo, también suele ser amable en el tratamiento de úlceras y colon irritable. Si bien este es uno de los beneficios más ignorados de la remolacha, le da muchos puntos extra y es razón suficiente para incluirla en las comidas diarias.

Retrasa el envejecimiento de la piel

El jugo de remolacha podría ser tu fuente de juventud. Su consumo aumenta el número de enzimas antioxidantes y glóbulos blancos en el organismo, responsables de combatir el crecimiento anormal de células y los radicales libres. Todo se debe a su alto contenido en ácido fólico y vitaminas del grupo B, E y C, que contribuyen a la buena salud y apariencia de uñas, cabello y piel.

Todos queremos envejecer lo más saludables posibles, así como con la mejor apariencia que podamos cultivar y lo mejor es lograrlo a través de métodos naturales, como el consumo regular de remolacha o betabel con todas sus propiedades nutricionales.

Ayuda en la función hepática

Los antioxidantes de la remolacha no solo traen beneficios como detener el envejecimiento. También interviene en un órgano vital. El hígado es uno de los órganos más importantes para limpiar el cuerpo de toxinas.

Los antioxidantes de la remolacha son ideales para ayudarlo en esa función de desintoxicarse y mantenerse saludable, digamos que a toda máquina. Puede ser común incluir la remolacha en la dieta de personas con hepatitis, cirrosis e hígado graso, gracias a su gran fuerza depurativa.

Aporta energía

¿Conocías este como uno de los beneficios de la remolacha? Probablemente no, pero hay dos razones por las que es una excelente fuente de energía. En primer lugar, la remolacha es alta en hidratos de carbono de acción lenta, por lo que aporta importantes niveles de energía en el cuerpo.

En segundo lugar, los nitratos que posee ayudan a liberar óxido nítrico, el cual dilata las arterias y contribuye con el óptimo transporte de oxígeno, especialmente hacia los músculos.

da energia

Respecto a esto hay estudios importantes que demuestran este increíble aporte de energía, ideal para el entrenamiento físico. Es por eso que los deportistas consumen remolacha, ya que los ayuda a mejorar su rendimiento y desempeño.

En consecuencia, también disminuye el cansancio acumulado por largas jornadas de trabajo o por sufrir condiciones de salud como la anemia y la fatiga crónica. No olvidemos que la remolacha también es una fuente importante de hierro. Si deseas tener buena energía durante el día, lo mejor es consumir remolacha por las mañanas.

Mejora la actividad sexual

Continuamos con una de las propiedades estrella de la remolacha, que trae tantos beneficios, los nitratos. La remolacha podría ser una gran aliada en la buena salud sexual. Si deseas mejorar tu rendimiento y desempeño en esta área, puede ser buena idea consumirla. ¿La razón? La misma que la del aporte de energía, al liberarse más óxido nítrico, el efecto vasodilatador hace que la irrigación de sangre hacia los órganos sexuales sea mejor.

Excelente aliada para el cerebro

¿Quieres saber más acerca de los beneficios del nitrato? Parece no tener fin y sus efectos son increíbles. El nitrato de la remolacha, que se convierte en nitrito, ayuda al cerebro a absorber mejor el oxígeno, por lo que la capacidad cognitiva se ve beneficiada. Además, estudios han demostrado que también contribuye a optimizar los impulsos neurales y, en consecuencia, el cerebro tiene un mejor funcionamiento. Consumir jugo de remolacha, entonces, nos puede ayudar en la prevención de enfermedades degenerativas relacionadas con la cognición como el alzheimer y la demencia senil.

cerebro

Otros beneficios destacables de la remolacha:

  • Hidrata el cuerpo
  • Fortalece los huesos
  • Ayuda a cicatrizar heridas
  • Permite el aumento del colesterol HDL
  • Previene la acumulación de grasas
  • Fortalece el sistema inmunitario
  • Alivia el asma
  • Previene la aparición de cataratas

Como ves, las propiedades de la remolacha son asombrosas y sus beneficios innumerables. Sin embargo, no es un alimento de mesa comúnmente consumido. Incluirlo es de vital importancia si queremos prevenir todos esos males de los que hablamos anteriormente. Su versatilidad permite que se pueda añadir en muy diversas preparaciones, tanto platos dulces, como salados.

Mejores maneras de comer remolacha

La remolacha es un alimento muy versátil, lo que puede contarse como uno de sus beneficios más aprovechables. Es común verla incluida en preparaciones de todo tipo, aunque los jugos o batidos son los más populares, también hay platillos que se disfrutan mucho. A continuación, te facilitaremos 3 recetas deliciosas y muy fáciles de preparar para que disfrutes de este súper nutritivo vegetal en donde más te gusta, tu cocina.

Gazpacho de remolacha

Es el típico platillo que se consume en el verano, es muy fácil y económico de preparar, además de delicioso. La remolacha le da el toque dulce que equilibra perfecto con los sabores de los vegetales y la sal. Sin duda, es refrescante para el calor de la temporada y con una apariencia inigualable. Veamos cómo se prepara.

Ingredientes:

1 kg de tomate

250 gramos remolachas cruda o cocida

½ cebolla

1 diente de ajo

½ pepino

30 gr de vinagre blanco

2-3 cucharadas de aceite de olivo

Sal al gusto

Preparación:

  1. Lavar y cortar todas las verduras en pequeños cuadros. Si la remolacha es cruda, debes cocerla en agua hirviendo durante 30 minutos aproximadamente. El tiempo para ablandarse dependerá de lo grandes que sean. En todo caso, introduce un cuchillo y si no encuentras resistencia es porque ya está lista.
  2. Una vez estén listos todos los vegetales, colócalos todos en la batidora de vaso junto con 100ml de agua y tritura, ve agregando la sal, el vinagre y el aceite poco a poco. Puedes incluir un par de cubos de hielo (opcional) para servir frío de una vez. El tiempo de triturado dependerá de qué tan rápido lo haga tu batidora. La idea es que no queden grumos y tenga una textura agradable al paladar.
  3. Refrigera por 40 minutos, de ser necesario. Si ya agregaste cubos de hielo, puedes servirlo enseguida y disfrutar de este plato refrescante.

Hummus de remolacha

El hummus se hace tradicionalmente solo con garbanzo de base, pero tiene muchas variaciones interesantes. Al añadir remolacha a la preparación, resulta una combinación exquisita. Además, el color es algo atrayente y la textura es perfecta para untar. Con el hummus de remolacha puedes hacer una guarnición exquisita y con clase. Esperamos que disfrutes la receta.

Ingredientes:
400 gramos de garbanzo cocido
200 gramos de remolacha cocida o cruda
Zumo de 1 limón
1 cda. de tahini
1 diente de ajo
½ cdita de sal
2 cdtas. de comino
Semillas de sésamo
100 ml de aceite de oliva

Preparación:

  1. Si tienes garbanzos crudos, puedes cocinarlos previamente. Ponlos en remojo entre 8 – 12 horas, cuela el agua y échalos en una olla de agua hirviendo, déjalos cocinar por 2 horas. La remolacha también ponla a hervir hasta que esté suave, para saberlo pinchala con un cuchillo y si no hay resistencia es porque está lista.
  2. En una batidora de vaso echamos los garbanzos, la remolacha en cuadritos, el zumo de limón, el diente de ajo, el tahini, el comino, la sal y 50ml de aceite de oliva. Triturar hasta que quede una crema suave, pero consistente.
  3. Una vez servido, agregar las semillas de sésamo y los 50ml de aceite restante por encima.

Remolacha hervida

Como ya sabrás, la remolacha se puede usar en muchas preparaciones, dándoles un toque inigualable. Puedes hervirlas para que queden cocidas y reservarlas en la nevera para usarla en varios platos y diferentes días. O usarla enseguida para otras recetas más elaboradas, como las que te presentamos anteriormente. Aunque, no recomendamos dejarlas más de una semana en la nevera, pues pueden dañarse. Si las dejas para después de ese tiempo, lo mejor es congelarlas.

Ingredientes:
Remolachas
Agua
Sal

Preparación:

  1. Selecciona las remolachas de tamaños similares. La razón es que si son de tamaños muy diferentes, unas pueden cocinarse antes que otras y para ahorrar esfuerzo, lo mejor es que sean más o menos iguales.
  2. Corta los tallos dejando apenas unos centímetros para que no pierda sabor.
  3. Lava bien para quitar la tierra que trae la remolacha.
  4. En una olla lo suficientemente grande, echa las remolachas con agua que las cubra totalmente, agrega la sal, una pizca estaría bien.
  5. Dejar hervir entre 20 y 60 minutos, todo va a depender del tamaño de las remolachas. Cuando son muy grandes pueden tardar hasta más de una hora. Para saber que, efectivamente, las remolachas ya están bien cocidas pínchalas con un cuchillo, deben sentirse suaves.
  6. Retíralas del agua caliente, déjalas enfriar y pélalas.
  7. Ya están listas para tus platos favoritos o para almacenarlas en la nevera o refri.

Como ves son opciones sencillas, pero con las que podrás sorprender a más de un invitado y tú sacarás el máximo provecho de todas las propiedades de la remolacha.

El origen e historia de la remolacha

El origen de la remolacha data de hace más de 4000 años, cuando se cultivaba la acelga marina o bravía en el norte de África. De esta especie se derivó lo que comúnmente conocemos como acelga y la remolacha de raíz redonda y frondosa que conocemos, también llamada remolacha de mesa.

A través de la arqueología se ha detectado el uso de esta raíz en el Antiguo Egipto y en algunos textos sirios se relata su existencia, aunque no se ha podido comprobar hasta ahora.

En la Antigua Grecia se consumían las hojas de la remolacha, más no la raíz. Aunque esta sí se ofrecía en sacrificio a los dioses. Hipócrates las usaba para la sanación de heridas y en el Talmud recomienda comer remolacha para cultivar la salud y tener la posibilidad de una vida más prolongada en el tiempo. Lo que sí queda claro es que en muchas culturas antiguas este vegeta tenía una función más medicinal que nutritiva.

Por los romanos también fue consumida, pero no fue hasta el siglo XV que se introdujo como alimento para las preparaciones del hogar en Francia y España. En el siglo XVI se populariza aún más en esos países y se incluye en la dieta de Alemania e Inglaterra.

remolacha con otras verduras

Un acontecimiento importante para la historia de la remolacha fue el descubrimiento del químico alemán Andreas Marggraf, quien lograría obtener azúcar sólido de los jugos de la remolacha. Posteriormente, su hijo mejora la forma de extracción, obteniendo muchos mejores resultados.

El rey de Prusia decidió invertir en la industria de la remolacha, creando la primera planta para extraer sacarosa de la remolacha. Actualmente, alrededor del 20% de la producción de azúcar proviene de este vegetal.

La remolacha es un alimento muy valorado, especialmente en Europa, siendo Italia y Francia los países con más alta producción. Hoy en día es muy común en esos países y se ha popularizado en gran parte América, especialmente, en el cono central y sur del continente.

¿Cuánta remolacha es recomendable comer al día?

Como hemos visto, la remolacha es un alimento muy nutritivo, sin embargo, tiene un valor medio en calorías y contiene bastantes azúcares. Debido a esto, si estás en un régimen dietético, se recomienda moderar su consumo. No es difícil lograrlo, ya que al tener mucha fibra soluble crea un efecto saciante que puede ser positivo para la pérdida de peso.

Si tu estado de salud es normal, es decir, no presentas ninguna enfermedad ni condición que requiera un aporte extra de algún componente de la remolacha, no es aconsejable consumirla a diario. Con que la incluyas en preparaciones un par de veces por semana estaría bien.

Si estás en un régimen de pérdida de peso y deseas incluir el jugo de remolacha que es famoso por hacer perder peso, no debes mantener su consumo por más de 10 días. Y si tienes anemia, hígado graso o cualquier otra enfermedad para la cual la remolacha te servirá como parte del tratamiento, la ingesta dependerá de muchos factores. Consulta a tu médico antes de incluirla en tu dieta.

Las contraindicaciones de la remolacha

La remolacha es muy beneficiosa, no obstante, en ciertos casos muy específicos podría ser perjudicial o estar contraindicada. También es necesario que tomes en cuenta que el consumo exagerado de un alimento, siempre trae efectos adversos, de una u otra forma, así que la clave es aprender a consumirlo de forma equilibrada, sacando el máximo provecho de sus bondades.

La remolacha contiene oxalatos que bloquean la absorción del calcio y por esta razón puede producir cálculos renales. Si tienes tendencia a sufrir de este mal u otros relacionados con los riñones, recomendamos que moderes lo más posible su consumo.

ensalada con remolacha

También puede producir acidez estomacal y gases, especialmente al comerla cruda. Para las personas que sufren de problemas en el estómago no es aconsejable que incluyan demasiada remolacha en su dieta.

Recuerda, antes de integrar la remolacha a tus platos, si sufres de algunas de las condiciones anteriores, consulta a un profesional de la salud que te oriente un poco mejor al respecto. Por muchos beneficios que la remolacha brinde, en casos especiales como los mencionados siempre es buena idea consumir responsablemente.

Valor nutricional en la remolacha y todas sus vitaminas

Si hay alguna razón por la cual consumir remolacha, más allá de su sabor y apariencias, es simplemente, por sus nutrientes que tanto aportan al bienestar general del cuerpo. Las propiedades y beneficios de la remolacha que te hemos presentado aquí deben motivarte a incluirla en tus hábitos alimentarios.

Formas sobran por medio de las cuales puedes integrar este valioso vegetal, además de las recetas que te revelamos hay muchísimas otras que pueden ajustarse a tus intereses y preferencias.

A continuación, te dejamos los datos nutricionales de la remolacha, por cada 100 gramos:

Calorías: 40 aprox.
Grasas: 0 gramos
Fibra: 2.8 gramos
Hidratos de carbono: 9.5 gramos
Proteínas: 1.6 gramos
Azúcar: 6.7 mg.
Agua: 87.5 gramos
Sodio: 78mg.
Hierro: 0.8 mg.

Las vitaminas más esenciales encontradas en la remolacha son:
Vitamina A: 33 IU
Vitamina C: 4.9 mg.
Vitamina B9 (ácido fólico): 109 µg
También contiene vitamina B1, B2, B3, B6, E y K.

Comparación con otras raíces

Es buena idea establecer diferencias y semejanzas entre vegetales, para así saber balancear las preparaciones e intercalar el consumo y, en consecuencia,lograr una dieta equilibrada. La combinación de los vegetales, frutas hortalizas puede ser la clave de el estado de salud ideal que estás buscando y, por supuesto, te mereces. Veamos, a continuación, las diferencias y semejanzas entre la remolacha y otras verduras también nutritivas y saludables.

Cebolla

La remolacha es una raíz tuberosa, por lo que todos sus nutrientes se encuentran en la misma raíz. La cebolla es un bulbo, el cual almacena sus nutrientes en el tallo. En la remolacha una parte del tallo queda a la intemperie, el tallo de la cebolla es subterráneo. Además, en las cebollas el tallo transporta los ingredientes, no los almacena, como en el caso de las remolachas.

cebolla

La cebolla tiene beneficios diferentes a los de las remolachas, pero ambos vegetales son potentes antioxidantes y grandes aliados para la prevención del cáncer. Aunque, el gran fuerte de la remolacha es su poder antioxidante, el de la cebolla es su poder mucolítico y astringente. Ambas se pueden combinar perfectamente en una preparación, tal como te mostramos con el gazpacho, donde se puede sacar el máximo beneficio de estos dos vegetales.

Ajo

El uso del ajo en las comidas es mucho más común que el de la remolacha, de hecho se puede usar a diario en preparaciones pues se usa para condimentar. Tanto el ajo como la remolacha contienen vitamina C y ayudan a fortalecer el sistema inmune, pero la acción antibiótica del primero es lo que lo destaca en el tratamiento antifúngico y contra enfermedades respiratorias.

El sabor del ajo también dista mucho del de la remolacha, por lo que solo se usa en preparaciones saladas. Puede ser muy común encontrarlos a los dos en una misma preparación, así que las fortalezas de uno suplirán las carencias del otro. Anímate, pues, a combinarlos.

Apio

El apio y la remolacha tienen una composición parecida en cuanto a su alto contenido en agua, fibra y vitaminas. Ambos son depurativos, aunque el apio es más diurético aún, además también son antioxidantes y antiinflamatorios. Quizás su diferencia principal es que el apio es tiene muy bajo valor calórico y es mucho más efectivo en los planes de pérdida de peso, especialmente si se buscan resultados ambiciosos.

A diferencia de la remolacha, el sabor del apio no es nada dulce, aunque es muy bueno para incluirlo como ingrediente de sopas y algunas ensaladas. Incluso, se hacen jugos verdes con este vegetal y se puede sentir su sabor fuerte, sin embargo no se puede decir que sea dulce o salado. Es muy natural.

Puedes usarlos a ambos en un potente batido verde, alto en fibra y así disfrutar de los beneficios de ambas hortalizas.

Puerro

Es otro alimento muy utilizado para adelgazar por su bajo valor calórico. Es un excelente digestivo, antiinflamatorio y muy favorable para tratar infecciones respiratorias. El puerro tiene más tallo que bulbo, pero se puede considerar que es un bulbo por sus características. La remolacha, como ya hemos mencionado, es una raíz cuyo fuerte es su composición en nitratos que le hace tener tan variados beneficios.

No estaría mal combinarlos en una deliciosa ensalada, cruda o cocida, pero muy saludable para ti y tu familia.

Zanahoria

Las propiedades de esta raíz son muy parecidas a las de la remolacha, solo que es un poco más baja en azúcar y carbohidratos. Pero, la zanahoria también es un excelente antioxidante gracias a su alto contenido de betacarotenos que protegen la piel, incluso, del cáncer. A diferencia de la remolacha, la zanahoria se puede usar con más frecuencia en los platos del hogar. De hecho, hay personas que la incluyen a diario en distintas preparaciones.

zanahorias

La combinación de las dos hortalizas debe ser discreta, pues ambas tienen contenido de sacarosa y la idea no es abusar de los azúcares. Solo asegúrate de que si las incluyes las dos, moderes el consumo de azúcar en otras presentaciones en el resto del día.

Conclusiones

La remolacha es un alimento con propiedades nutricionales excelentes para consumir y crear un buen estado de salud. Sus beneficios son fenomenales, si se sabe incluir en la dieta diaria estos se pueden potenciar al máximo.

En ciertas condiciones de salud, como la anemia, el estreñimiento, el hígado graso y la falta de energía es muy aconsejable consumirla, pues su hierro, fibra y antioxidantes ayudan en esos tres problemas físicos.

De igual modo, es muy recomendable comerla si tenemos propensión al cáncer, la hipertensión o a tener el colesterol LDL elevado, ya que sus propiedades actúan como coadyuvante en la buena salud celular, el buen funcionamiento de los vasos sanguíneos y en la absorción de las grasas malas.

Remolacha

Se pueden preparar receta deliciosas y muy variada con este vegetal, no solo las recetas quedan deliciosas, sino que les da una apariencia increíble con su característico color rojo púrpura intenso.

Combinada con otros alimentos, puede crear un plato balanceado y como es muy versátil puede servir para preparaciones dulces y saladas, dándoles un toque auténtico por su sabor dulce, pero a la vez terroso.

Tiene tantas propiedades buenas como otros vegetales de uso más común en la cocina, sin embargo, no por eso debemos dejarla a un lado, todo lo contrario. Esperamos que de ahora en adelante, puedas incluirla en más platos de comida diaria.

Preguntas frecuentes

¿Cómo cocer la remolacha?

La remolacha se cuece en una olla o cacerola, es importante que el tamaño sea lo suficientemente grande para la cantidad que se vaya a cocinar. El agua debe cubrirlas bien y se deben dejar hirviendo el tiempo suficiente hasta que estén suaves. Ese tiempo de cocción dependerá del tamaño de la remolacha, pero en general puede tardar entre 20 y 40 minutos, si es estándar. Para comprobar que está cocida, se deben pinchar con un cuchillo u otro objeto punzante. Al no encontrar resistencia, es el momento de retirarlas del fuego.

grupo de remolachas

¿Cuánto tiempo hervir la remolacha?

La remolacha se deja hervir según su tamaño, puede tardar en cocinarse entre 20 minutos y una hora y hasta más si es muy grande. Es importante estar revisando su consistencia, pues no debe quedar dura, es decir, a medio cocer. Se hierve hasta que al pincharla esté blanda.

¿La remolacha es una raíz o un tallo?

Es una raíz profunda, de gran tamaño y frondosa. El tallo de la remolacha almacena todos sus ingredientes, por eso al cocinarla es aconsejable dejarle una parte de él así aprovechar más sus propiedades.

¿La remolacha hacer subir de peso?

Si se consume en exceso puede crear el efecto de engordar. Pero, la verdad es que la remolacha bien incluida en la dieta puede ser una gran aliada a la hora de bajar de peso, pues su alto contenido en fibra genera sensación de saciedad, la cual es muy importante para alejar la ansiedad.

Además, ayuda en la digestión, cosa que es muy importante para tener buen peso, ya que el vaciado intestinal se hace regularmente. Cuando se usa de forma moderada, la remolacha no tiene por qué engordar y puedes disfrutar de todos sus beneficios.

¿La remolacha cura la anemia?

Es cierto que la remolacha contiene un importante porcentaje de hierro y de vitamina C, la cual permite su absorción en el cuerpo, eso la hace gran aliada para combatir la anemia. Sin embargo, hay que tomar en cuenta que ningún alimento per sé es milagroso.

Es necesario seguir instrucciones médicas y el tratamiento que el especialista indique. Se dice que los jugos de remolacha junto con otros vegetales o frutas ricas en vitamina C hace una muy buena combinación para elevar la hemoglobina.

¿Es mejor comer la remolacha cruda o cocida?

Las dos opciones son buenas. Evidentemente, un alimento crudo siempre es más nutritivo que uno cocido, no obstante, hay medidas que se pueden tomar en cuenta para que al cocerlas no pierdan todos los nutrientes. Si vas a hervir la remolacha es necesario hacerlo con la concha y si es con parte del tallo, aún mejor.

Dejarla cocer el tiempo justo para que ablande, hervir demasiado puede ser contraproducente. Prefiere cocinarlas en tu casa que comprarlas cocidas, ya que no sabes cómo fueron procesadas si son tan nutritivas.

¿Qué pasa si comes remolacha y orinas rojo?

La remolacha contiene un pigmento llamado betacianina, el cual se procesa en el intestino y llega a pigmentar la orina. No te alarmes, es normal que se manche de color rojo. Siempre y cuando no haya ardor o dolor al orinar y no se sufra de una condición preexistente, no tendría que haber ningún problema.

Sin embargo, si deseas asegurarte de que no es otra cosa, siempre pueden acudir a centro de atención médica más cercano.

¿La remolacha es un viagra natural?

Además de lo que explicamos acerca del óxido nítrico, la remolacha contiene boro que es una sustancia que interviene en la producción de hormonas sexuales. Popularmente se le llama a la remolacha “viagra natural” y aunque puede ser un excelente potenciador sexual, no es la cura para la disfunción eréctil. En este caso, lo mejor es seguir un tratamiento médico y psicológico para superar el problema. No obstante, no estaría mal que se usara como aliado del tratamiento principal.

Compartir este articulo

Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest
Share on linkedin

Laura Lopez

Me licencié en nutrición en Barcelona. Me encanta hablar de la comida y de cómo afecta nuestro cuerpo y nuestro bienestar. Me fascina encontrar nuevos hábitos saludables para compartir.

Compartir

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on whatsapp

Articulos relacionados