Asi Mejor

Dieta de la piña – Guía completa en 2020

la dieta de la piña imagen destacada

La dieta de la Piña

La dieta de la piña se trata de un plan de alimentación desintoxicante y depurativo que tiene a la piña como principal aliada, no siendo ésta lo único que vayamos a ingerir durante el día, pero sí parte fundamental de cada comida. 

Hablamos de una fruta deliciosa y tropical, originaria del Brasil y Paraguay, pero hoy ampliamente extendida por todo el mundo. En este caso viene a ayudarnos a bajar de peso. ¿Nada mal verdad? 

La piña tiene muchas propiedades nutricionales y no tantas calorías como mucha gente piensa, ya que posee 45 calorías cada 100 gramos, similar a lo que encontramos en una pera o una manzana. El 85% es agua, por lo tanto, nos mantiene hidratados, pero también contiene muchos hidratos de carbono, que mantienen la saciedad por más tiempo, quitándonos el apetito constante. 

La piña es rica en 3 tipos de Vitaminas: A, B y C, la última de éstas, que viene en mayor cantidad ayuda a paliar los efectos del resfriado. La A y B contienen ácido fólico, fundamental para embarazadas.  

También nos otorga minerales: potasio, hierro, magnesio, zinc y yodo, todos juntos tienen efectos antioxidantes y retrasan el envejecimiento. 

Aporta fibra, que no es un tema menor, ya que previene el estreñimiento ayudando a limpiar el cuerpo a menudo. 

Por último, la piña es una fruta anticoagulante, antiinflamatoria y facilita la absorción de hierro. ¿Qué más le podríamos pedir? Ah sí, ¡Nos acompaña en esta dieta de la que te contaremos a continuación!

El origen de la piña

Originalmente la piña aparece por América del Sur, en los países de Argentina, Paraguay y Brasil, y adopta su nombre de piña por su similitud en la forma a las piñas o semillas de los pinos (por eso pineapple en inglés). De esta zona pasó hacía la zona del Amazonas y Perú para luego sí viajar hacia Europa y Asia. 

En otros países se le da el nombre de “ananá”, un nombre indígena que significa “fruta exquisita”. 

Hoy en día la encuentras prácticamente durante todo el año en cualquier frutería o puedes comprarla en lata en el supermercado (aunque para esta dieta lo mejor es recurrir a la natural). 

Pero ya no es exclusiva de países tropicales, la piña también se cultiva hoy en día en España, en el área de la Costa de Granada, y la temporada en la que está lista para consumirse es la época invernal, aunque dependiendo del año y las condiciones climatológicas puede variar y comenzar antes o después.

Fuera de temporada es probable que la que veas sea importada de Costa Rica o Brasil. 

Qué es la dieta de la piña?

La dieta de la piña consiste en comer piña (1 o dos rodajas) como acompañamiento durante las comidas a fin de bajar de peso. Claro que existen extremistas que comen piña exclusivamente por tres días, pero no es la versión más popularizada. 

Debemos usar la fruta fresca, no en almíbar (y preferentemente no enlatada), dado que la piña en su forma natural conserva todas sus propiedades. Esta dieta es hipocalórica, esencialmente depuradora y diurética, con escaso contenido proteico, por lo cual no se recomienda su continuidad en el tiempo, más allá de los tres días o cinco como máximo. 

Es una dieta para llevar a cabo por no más de 3 o 4 días a fin de perder unos 3 o 4 kilos. Puede ser ideal si tienes un evento por el cual quieres bajar de peso y para ponerte alguna prenda que te está quedando un poco apretada. Es recomendada para hombres y mujeres, ya que esta dieta te deshincha en cuestión de días. 

Uno de los secretos principales de la piña, y por ende de la dieta en cuestión, es la enzima bromelina, que se encuentra únicamente en la piña y tiene como función deshacer las proteínas, es decir, facilitar su digestión. 

Durante esta dieta debes tomar entre 1 litro y medio de agua y dos litros y no está permitido ingerir pastas, arroz, papas o legumbres.

Como toda dieta, antes de empezar, es útil consultar con tu médico de cabecera a fin de que no tenga ninguna contraindicación para ti. 

Es importante no olvidar que si tu idea es bajar de peso por un tema de salud lo aconsejable es hacer un plan de alimentación sostenido en el tiempo con una rutina de ejercicio. No existen recetas mágicas y siguiendo esta dieta luego es probable que al dejarla vuelvas a engordar. Organiza una dieta y acompáñala con ejercicio físico frecuente

Ejemplo de Plan de 3 días de la Dieta de la Piña 

Vamos a dar un ejemplo de comidas permitidas durante 3 días. Tendremos las 4 comidas y colaciones entre comidas. 

Piña coleccion

Día 1

-Desayuno: tostada de pan integral con queso y mermelada, yogur descremado o infusión con leche descremada y una rodaja de piña. 
-Almuerzo: 200 gramos de pollo y de postre dos o tres rodajas de piña.
-Merienda: dos rodajas de piña y un yogur descremado.
-Cena: ensalada mixta con atún, puedo agregar puerro o espárragos y dos o tres rodajas de piña.

Colación entre comidas: zumo de piña o rodaja de piña.

Día 2

-Desayuno: tostada de pan integral con queso y una feta de jamón. Infusión con leche descremada o yogur desnatado y rodaja de piña. 
-Almuerzo: atún o salmón cocinado a la plancha (200 gramos) con hojas verdes y un poco de aceite de oliva. De postre dos rodajas de piñas. 
-Merienda: dos rodajas de piña y una infusión. 
-Cena: pechuga de pollo (alrededor de 200 gramos) con ensalada mixta. De postre dos rodajas de piña.

Colación entre comidas: rodaja o zumo de piña. 

Día 3

-Desayuno: tostada (1 o 2) de pan integral con queso y mermelada o feta de jamón. Yogur o café con leche descremada.
-Almuerzo: un filete de ternera de 200 gramos con sal y oliva. Cocinado a la plancha. De postre dos o tres rodajas de piña.
-Cena: dos huevos duros y unas rodajas de piña.

Colación entre comidas: rodaja o zumo de piña. 

Si quiero, puedo agregar un cuarto y último día haciendo una combinación de estos 3. 

Como bebida siempre vamos a beber agua o infusión de té o café sin azúcar y con la posibilidad de agregar leche descremada. 

Recetas para que no te aburras de la piña

A ver, la verdad es que la piña es deliciosa y la mayoría de nosotros no nos aburrimos de comerla, pero puede haber alguien que sí, y que a esta persona después de las dos primeras comidas ya le de por odiarla. Entonces aquí te pasamos algunas recetas para que la cosa no se te haga tan dura. 

-Piña a la parrilla:  si en casa cuentas con una parrillita en el patio trasero, estás de suerte. Nada mejor que prender unas brasas y poner las rodajas vuelta y vuelta para que te queden con un sabor estupendo.

Como hacer la piña a la parrilla.

-Licuado de piña: algunas rodajas, un poco de leche y a la licuadora por 1 minuto. 

-Sorbete de piña: una variante del anterior es cortar trozos y llevarlos al freezer envueltos por separado en papel de hornear, los sacas y los metes en la licuadora (sin líquido), hasta que se forme consistencia de helado. 

Pollo a la piña: en una sartén pones aceite de oliva o salsa de soja, y unas cebollitas cortadas, las dejas sofreír. Después de un rato pones una pechuga de pollo de 200 gramos, tapamos y dejamos que se vaya haciendo. Mientras tanto cortamos la piña en trocitos y la agregamos a la sartén para que todo tome sabor junto. 

Las ventajas de la dieta de la piña

piña entera

Se trata de una dieta que viene muy bien para bajar unos kilos en pocos días y tiene dos ventajas fundamentales: 

Por un lado, sólo vas a hacerla por un período acotado de tiempo. No tienes que sufrir pensando que van a ser meses o que bueno, vas a tener que romperla porque viene el cumpleaños de tal o cual persona o la Navidad (por poner un ejemplo). Son pocos días con un objetivo específico. 

Otra cosa buena de esta dieta es que no es para morirse de hambre; como ves, puedes comer otros alimentos además de piña. 

De entre los alimentos prohibidos muchos son perjudiciales para la salud, como el azúcar, las harinas, o las grasas saturadas. Esta dieta te ayuda a dejarlos de lado. 

Estamos hablando de una dieta express, rápida y cuasi mágica para llegar con unos kilos de menos a ese evento, cita o momento que estabas esperando.

De pronto, si te vuelves fan de esta fruta exquisita y rica en propiedades que es la piña, la puedes convertir en una aliada fundamental para tu vida y disfrutarla ya por fuera de la dieta. Ya que posee un montón de propiedades beneficiosas para el organismo. 

Así que digamos que en términos generales te ayuda a adoptar hábitos saludables en detrimento de otros que no te hacen tan bien. 

Las desventajas de la dieta de la piña

En primer lugar, esta dieta no es apta para personas con problemas cardíacos o de riñones. Así que si tienes alguna patología previa es muy importante que consultes con un médico antes de comenzar a hacerla. 

En este plan de alimentación a corto plazo se comen contenidos de alto contenido proteico y se prohíben los hidratos de carbono, como pastas, arroz o las legumbres. 

Además, se propone reducir o anular la actividad física. Al perder masa muscular te vas a sentir con más cansancio y todo físicamente te va a costar un poco más. 

Como resultado, se baja de peso, pero lo que se pierde no es grasa, sino músculo y líquido por la gran función diurética de la piña. No se puede hacer sostenida en el tiempo y puede tener el indeseado efecto rebote. 

¿Por qué se da el efecto rebote y podría aumentar después más de lo que perdí?

Sencillamente porque se pierden las hormonas que generan saciedad debido a la deficiencia calórica y nutricional. Es decir, vas a tener mucha más hambre en los próximos días, y ahí radica el peligro. 

Después de estos días es imprescindible volver, o iniciar, hábitos alimenticios saludables. Recurriendo a los alimentos que se prohíben y muchos de los cuales están en la base de la pirámide nutricional recomendada por nutricionistas de todo el mundo. 

Comparación con otras dietas

La dieta Sirtfood

Es posible comparar la dieta de la piña con otras dietas. Por ejemplo, fijémonos en la dieta de moda, aquella que llevó a Adele a bajar unos 50 kilos: la dieta Sirtfood

Ésta es una dieta que se basa en alimentos ricos en activadores de sirtuinas, unas proteínas que protegen a las células para que no mueran o se inflamen en caso de enfermedad, pero a las que a su vez les han encontrado otras propiedades, como la de acelerar el metabolismo y quemar grasa. 

bol de frutas y chocolate

En este sentido parece una muy buena opción para personas que desean bajar de peso. Lo más impresionante de esta dieta es que se puede tomar vino, café y comer chocolate negro, entre otros alimentos como: manzana, nueces, té verde, alcaparras, nueces, cítricos, frutilla, col y aceite de oliva, por ejemplo. 

Si bien parece ser una dieta muy atractiva, es una dieta muy controlada en calorías, por lo que no parece ser más o menos efectiva que otras dietas que también controlan calorías. 

Además, algunos nutricionistas no están de acuerdo en eliminar grupos completos de alimentos de un plan de alimentación a largo plazo. Por ser baja en calorías podría traer malestar corporal al comienzo. 

El caso es que esta dieta no debería equipararse a la dieta de la piña puesto que estaríamos comparando a una dieta de meses con una dieta de 3 o 4 días. Vayamos entonces a otras dietas cortas que tienen como objetivo no la gran pérdida de peso sino el descenso de unos pocos kilos. 

La dieta de los dos días

La idea de esta dieta es reducir el número total de calorías a ingerir, pero sólo durante dos días. Se basa en hacer ayuno intermitente reduciendo las calorías diarias a 600 u 800, de esta forma se reducen los niveles de la hormona llamada IGF-1.

 Los altos niveles de esta hormona que durante la infancia son muy importantes para el crecimiento, durante la adultez continúan dividiendo células y por eso su reducción podría ser beneficiosa para combatir al cáncer.

Sus detractores hablan de que podría traer problemas digestivos, estreñimiento y hasta hipoglucemia si no se aumenta la ingesta de agua durante los días en que se hace esta dieta, que se ha puesto muy de moda inicialmente en California, pero ahora tiene fans en todo el mundo. 

Existe una variación de esta misma dieta, conocida como “fasting” donde se mantiene un ayuno de entre 12 y 16 horas antes de ingerir el primer alimento. 

Lo cierto es que hay quienes hacen esta dieta cada 7 o 10 días y consiguen bajar varios kilos y reducir tallas.

Conoces la dieta macrobiótica? Puede ser la dieta correcta para ti!

La dieta de la Sopa

Esta es una dieta que, similar a la de la piña, tampoco puede exceder su tiempo de duración, ya que es una dieta pensada para perder entre 3 y 8 kilos en el lapso de una semana pero que de continuarse puede causar daño ya que tiene una serie de carencias nutricionales.

¿En qué consiste?

Básicamente en tomar sopa elaborada con:

-6 cebollas
-6 tomates
-1 repollo
-2 ajíes verdes
-2 apios (el tallo)
Se corta todo en trozos pequeños y se hierve por 30 minutos. 

Concretamente durante todos los 7 días de la semana se ingiere únicamente sopa. En el día 3 puedo ingerir algo como una patata, y en el sexto se puede incluir algo de carne a la plancha. Día por medio podemos incluir alguna fruta. Durante el día también puedo tomar agua, té y café con leche descremada. 

Esta dieta deshincha, pero como dijimos, tiene muchas carencias nutricionales y podría debilitarnos además de acrecentar nuestra irritabilidad. Si bien esta dieta fue popular por algunos años hace algunas décadas, en la actualidad ha perdido su buena fama. 

La dieta de la Manzana

Es otra dieta express que dura 5 días y consiste en tener a la manzana como principal fruta aliada durante todo el proceso. 

4 manzanas

El primer día se comen exclusivamente manzanas (6 repartidas durante todas las comidas), el segundo día se come 1 manzana para desayunar, 2 para cenar y 2 para almorzar, junto con la ingesta de una manzana, se puede incorporar una ensalada de verdes, pero condimentada exclusivamente con limón y sal, nada de aceites. 

En el día 3 se permite agregar otras frutas y lácteos, además de una tostada al desayuno y alguna pieza de pollo magro para el almuerzo. El día 4 consta de desayuno de tostada con jamón y una manzana, almuerzo de verduras al vapor o plancha y atún y cena de 2 manzanas con colchón de verdes. 

El quinto y último día 1 manzana con cada comida y en el desayuno puedo incorporar huevos, en el almuerzo ensalada y en la cena pescado o pollo a la plancha. 

¿Por qué manzana? Tiene fibra soluble que nos da gran sensación de saciedad y por otro lado es un buen alimento détox con bajo contenido de calorías y grasas. Además, tiene ácido málico que mueve las grasas que se acumulan en el organismo. 

La desventaja de esta dieta es que sin dudas carece de muchos nutrientes y los primeros días podrías pasar bastante hambre. 

La Dieta de la Avena

La avena es uno de esos alimentos importantes que recomienda cualquier médico para incluir en la alimentación ya que contiene muchos nutrientes y propiedades que benefician al organismo. Posee un alto contenido de fibra que permite limpiar el colon de manera natural y eliminar desechos. 

Al parecer, existe una dieta rápida que nos permite bajar algunos kilos en 5 días y que tiene como protagonista a la avena. 

Todos los días, durante 5 días, se va a comer 1 bol con 3 tazas de avena y un poco de leche o agua para mezclarla; tanto en el desayuno, como en el almuerzo, merienda y cena, complementado con algunas otras cosas.

En esta dieta no hay proteínas, lo que podría traer algunas deficiencias nutricionales, si no se complementa de otra forma. Lo que se propone es acompañar el desayuno con té o café, merienda algún yogur y para las otras comidas frutas y ensaladas. 

Tampoco vemos legumbres, así que demás está decir que es solo una dieta de días que no podría prolongarse en el tiempo y que probablemente tenga el tan indeseable efecto rebote. 

Otras dietas con piña para adelgazar

Aunque la manera más conocida de adelgazar comiendo piña es la de la “dieta de la piña” hay otras formas en las que podemos usar esta fruta para perder algunos kilos. 

Por ejemplo, el té de piña y canela. 

piña madura

Té de piña y canela para bajar de peso

Si estás comiéndote la fruta, pero tirando la cáscara a la basura, estás desperdiciando una buena parte que resulta muy saludable para tu cuerpo, ya que estudios han demostrado que la cáscara es rica en fibra y polifenoles: la primera como dijimos importante para generar sensación de saciedad y los segundos para limpiar el cuerpo y desintoxicarlo. 

Lo que tienes que hacer es hervirla junto con unas ramitas de canela por media hora, a fin de que se forme agua con gusto y se haga una especie de té. Se cuela y se deja enfriar (salvo que prefieras beberlo caliente). ¡Es muy sabroso!

Para realzar el sabor también puedes echar mano de dos ingredientes secretos: limón y jengibre. 

Si tomas este té todos los días, vas a mejorar tu digestión, vas a notar tu abdomen más deshinchado y vas a estar purificando tu cuerpo de forma natural. 

Batido de piña y pepino

Otra de las recetas que parece dar buenos resultados es este batido. Es muy sencillo, se cortan 2 rodajas de piña y medio pepino (todo pelado) y se ponen junto con un trocito de jengibre (también pelado) y 200 ml de agua. 

Se licua todo y ¡tarán! Un batido exquisito que podemos beber una vez al día y que además de llenarnos tiene propiedades desintoxicantes. ¡Atención! Puedes agregarle apio, otras de las verduras estrellas en estos jugos detox. 

Cómo saber cuándo está buena para comer una piña

grupo de piñas

No toda piña que de afuera se ve bonita está lista para ser comida. Además, hay que tener en cuenta que por ejemplo las piñas se importan inmaduras para que lleguen en buen estado al supermercado. 

No queremos abrirla y llevarnos una sorpresa como que adentro esté dura o muy agria. Para saber si la fruta está ideal para comer, es decir, dulce y blanda, pero claro, no pasada.

Por empezar, como venimos diciendo, la piña contiene mucha agua, así que si la piña está madura será una fruta pesada. Al tanto debe sentirse firme, pero poder hundirse un poquito, no debe ser una roca. 

Otra prueba que podemos hacer es tirar de una de las hojas de la parte central, si ésta sale con facilidad significa que está lista para comer. 

El color de la piña debe ser tirando a dorado, si está verde no está madura, pero si por el contrario está marrón significa que está pasada. 

La base también nos dice mucho, pues allí puedo oler, y si tiene un aroma fresco y dulzón está en un buen momento, pero si pierde líquido o huele rancio significa que se ha pasado.

La corona de la piña debe tener hojas verdes, si están secas o marrones no las compres. 

Ya si pruebas varias te vas a ir dando cuenta de qué es una piña en su mejor momento y a cuál le faltaba un poco o cuál ha sido dejada por demás en una góndola. 

Lo más difícil: cómo cortar la piña

Si no estamos acostumbrados a comprar piña en la frutería puede que entremos en pánico cuando la veamos por primera vez y estemos frente a ella con un cuchillo. ¿Qué hacemos?, 

¿Por dónde empezar?

piña cortada

Hay varias formas de cortar la piña, y un poco depende de la utilización que vayas a darle, si vas a comerlo como fruta de postre o si vas a usarlo para cocinar, si tienes que presentarlo en una mesa o si por el contrario es para consumo personal. 

La forma más simple de pelar la piña es tomarla de las hojas de arriba y cortar esa parte en un corte horizontal, así como también la base de la fruta. De esta forma la podemos mantener firme mientras con una cuchilla le vamos sacando la cáscara de los costados. 

Una vez pelada la piña, limpiamos un poco los “ojos” (esos puntos negros que tiene la piña) y podemos hacerle un redondel en el medio de arriba hacia debajo de modo de sacarle “el corazón” que a veces está duro, y luego cortarlo en rodajas. Ésta suele ser la presentación más vista. 

Otra forma es cortar la corona de arriba haciendo un corte en zigzag, similar a lo que vemos cuando se preparan tragos dentro de la fruta. 

Una vez que sacamos esa parte, si vamos empujando de cada uno de sus puntos (o los pinches que tiene hacia fuera) veremos que las partes de la fruta se van desprendiendo solas (con un pedacito de cáscara que me sirve para el agarre. 

Por último, otra forma es hacerlo como en el primer caso, pero una vez que está pelado y redondeado, se le hacen pequeños cortes diagonales en círculo. Luego se lo corta transversalmente de arriba hacia abajo y acto seguido vamos a poder cortarlo fácilmente en cubos. 

Comidas que van bien con piña

La piña es tan exquisita que tiene la versatilidad de ir bien con un montón de platos, tanto dulces como salados; así, se puede incorporar en ensaladas, platos al horno y muchos otros. Veamos aquí algunos de las mejores creaciones que la incluyen:

Ensalada de pastas, piña y nueces

Se prepara enseguida y nos queda un plato elaborado y delicioso. Para empezar, vamos a preparar el aderezo que se hace con aceite de oliva, ajo, perejil, un poco de cilantro y una pizca de sal.

Todo va a la licuadora para que se convierta en una especie de salsa. Acto seguido preparamos la pasta (300 gramos) en una olla con agua hirviendo y la sacamos cuando esté al dente. 

Dejamos enfriar y la bañamos en el aderezo que preparamos. Cortamos la piña en trocitos y la agregamos. Pelamos las nueces (alrededor de 100 gramos) y las salteamos un poquito para que se doren. 

Luego llevamos todo junto a un bol y tenemos una ensalada deliciosa. Hasta aquí tenemos un plato vegetariano, pero si es de tu gusto le puedes añadir panceta previamente frita. 

Pizza Hawaiana

La pizza que ha divido al mundo más que el partido del mundo del domingo. Hay quienes la aman y hay quienes la odian. 

Por supuesto, nosotros pensamos que es exquisita y por eso te vamos a dar la receta: 

pizza

Receta para pizza hawaiana – Dieta de la piña

Laura LopezLaura Lopez
Espero que os guste esta receta rápida!
5 de 1 voto
Tiempo de preparación 15 min
Tiempo de cocción 12 min
Plato Plato principal
Cocina Italiana
Raciones 1 pizza
Calorías 550 kcal

Ingredientes
  

  • 1 masa de pizza
  • 1 tomate frito
  • 3 rodajas Piña fresca
  • 3-4 lonchas jamón cocido
  • 150 gramos Mozzarella rallada
  • 1 pizca Orégano (Es opcional!)

Elaboración paso a paso
 

  • Colocamos sobre una pizzera con antiadherente la masa para pizza (sea ésta casera o pre hecha)
  • Colocamos encima nuestro tomate frito
  • Añadimos por encima las lonchas de jamón
  • Añadimos las 3 rodajas de piña cortadas
  • Añadimos 200 gramos de queso mozzarella por encima de todo
  • ¡Al horno! – 12 minutos a 240ºC.

Nutrición

Calories: 550kcal

Guiso de pollo oriental

Si no os apetece pizza también os hemos agregado una receta de un guiso de pollo oriental. ¡Espero que os guste!

Guiso de pollo oriental

Guiso de Pollo Oriental – Dieta de la piña

Laura LopezLaura Lopez
Aquí intentaremos recrear los sabores de oriente, donde se recurre mucho a lo agridulce.
5 de 1 voto
Tiempo de preparación 20 min
Tiempo de cocción 15 min
Plato Plato principal
Cocina China
Raciones 2 personas
Calorías 350 kcal

Ingredientes
  

  • 3 Pechugas Pollo
  • 200 ml Caldo de Gallina
  • 100 ml Leche de Coco
  • 1 Cucharita Salsa de Soja
  • 1 Manzana
  • ½ Piña
  • 1 Puerro

Elaboración paso a paso
 

  • en una olla vamos a poner a rehogar con un poco de aceite la cebolla picada junto al puerro, para que vayan ablandando
  • A ello le voy a agregar los trocitos de pollo previamente cortados (y pelados)
  • Cuando los empiece a ver cocidos le agrego zanahoria en trozos y manzana cortada.
  • Dejo que se cocine todo junto por 5 minutos.
  • Mientras cortamos la media piña en trocitos y la agregamos a la preparación. 
  • Añadimos la salsa de soja (muy poquito) y luego el caldo y la leche de coco.
  • Pruébalo para saber si necesita sal, pero es probable que así tal cual, esté listo para saborear. 

Notas

Puedes añadirle un arroz blanco para poder complementarlo y tener un plato completo! 

Nutrición

Calories: 350kcal

Un postre con piña

Por último, la piña es una de las estrellas de los postres con fruta, y no nos puede faltar en la mesa dulce algún plato que le haga honor. 

Piña caramelizada con vainillas

Este postre es una delicia, ¡Y una bomba! Lleva también mousse de chocolate, crema y vainillas. Para hacerlo vamos a necesitar piña en almíbar en lata. 

Ponemos en una fuente o asadera dos paquetes de vainillas previamente humedecidas en almíbar (usar el mismo que viene en la lata de piña). Cubrimos esto con mousse de chocolate en frío y luego con crema.

Dejamos de lado y nos disponemos a preparar caramelo tradicional. Sólo necesitas agua y azúcar, llevar al fuego y revolver para que no se queme, cuando esté le echas un poquito de limón. 

En este mismo caramelo en una sartén pones las rodajas de piña de la lata para que se caramelicen. Cuando se enfríen se colocan encima de las vainillas y se deja asentar. En unas horas está listo para ser consumido. 

Estas no son, por supuesto las únicas recetas que existen, hay muchas más sobre las que puedes investigar si te interesa mantener la piña como una aliada en tus comidas.

Claro que no en todas sus formas es adelgazante, no lo será si las caramelizamos, pero es bueno tomarse un recreo de tanto en tanto. Es una forma de homenajearla y agradecerle por tanto que hace por nosotros nutriéndonos de vitaminas, minerales, y fibra.

Famosos que han hecho la dieta de la piña

Bueno, de seguro gente corriente sigue esta dieta, pero entre sus defensores también encontramos muchos famosos. 

piñas con gafas de sol

Muchas figuras del espectáculo han comentado haber seguido este régimen de la piña, algunos conocidos por sus atributos físicos y otros no tanto. Entre ellos y ellas tenemos a Thalía, Luis Miguel, Jennifer López, Mariah Carey y más. 

Sin embargo, no es una dieta que pueda alargarse en el tiempo, así que entre quienes vemos físicos privilegiados, quizás sea porque se han concentrado además mucho en el ejercicio físico cuando no la hacían, y la hayan seguido solo para estar bonitos y entrar en el traje el día de los Grammy, por ejemplo. 

Algunos actores como Mario Casas han realizado la dieta para bajar algunos kilos al tener que interpretar a algún personaje que necesitaba una talla menos, por ejemplo. Son exactamente los casos para los que esta dieta es válida.

Conclusión 

La dieta de la piña es una dieta restrictiva pero no de esas para morirse de hambre. Si bien excluye varios alimentos sí incluye otros de gran contenido proteico como carnes y huevos. 

No se la presenta como una dieta para continuar y allí radica el secreto: tenemos que saber que es una dieta con un objetivo, bajar algunos kilos para un determinado momento, como aquel boxeador que tiene que dar el peso justo el día de la pelea. 

También puede ser útil si alguien se siente saturado de comida, como después de Navidad o esas fechas en donde comeremos hasta hartarnos. 

A la vez que bajas algunos kilitos desintoxica tu cuerpo de alimentos que hayas comido y no le vengan bien a tu salud y las vitaminas que vas a estar incorporando te ayudan a limpiar el hígado, el páncreas y los riñones. 

Un buen consejo es, que si no llegas a completar los 800 gramos diarios de calorías complementes con un polivitamínico en cápsulas. De esta forma no te sentirás mal ni débil. 

Es importante que es muy probable que los kilos que se bajen se recuperen en su mayoría cuando se vuelva a la alimentación habitual, excepto que se tome conciencia y se adopte una disciplina nutricional. 

Preguntas Frecuentes 

  1. ¿Cuántos kilogramos se pierden con la dieta de la piña?

    La verdad es que no se puede hablar de un número exacto de kilos pues eso dependerá del metabolismo de la persona en cuestión. Sin embargo, se afirma que esta dieta permite bajar entre 3 y 5 kilos. 

  2. ¿Se puede continuar con la dieta de la piña a largo plazo?

    No, porque omite algunos grupos de alimentos y podría traer complicaciones a la salud. La idea es cortar a los 3 días, máximo 5.

  3. ¿Cuándo se puede volver a hacer la dieta de la piña?

    Se puede hacer algo así como una vez al mes para no ocasionar problemas al organismo.

  4. ¿La piña debe ser siempre natural?

    Sí, la idea es que se consuma la fruta tal como viene de la tienda (y después de pelada). La fruta en sí ya tiene azúcares naturales, por lo que piña en almíbar sería en exceso, y el que viene en lata pierde varias propiedades. Para que no te de pereza pelar una piña cada vez se recomienda pelar algunas y guardar las rodajas en un recipiente en la nevera. 

  5. ¿La piña no engorda?

    La verdad es que deberías comer un montón y junto con otras cosas para que la piña engorde. Tiene muy pocas calorías por lo que se asemeja a frutas tales como la manzana y la pera. Además de alto contenido en fibra que es lo que ayuda a ir de cuerpo y deshincharse. 

    También nos da sensación de saciedad que hace que no necesitemos comer otros alimentos. Además, es altamente diurética por lo que contribuye a la no retención de líquidos. 

  6. ¿Cuántas piñas voy a necesitar para hacer la dieta?

    Recordemos que estamos hablando de una dieta corta, con lo cual con dos o tres piñas ya estarás para los tres días.

Compartir este articulo

Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest
Share on linkedin

Laura Lopez

Me licencié en nutrición en Barcelona. Me encanta hablar de la comida y de cómo afecta nuestro cuerpo y nuestro bienestar. Me fascina encontrar nuevos hábitos saludables para compartir.

Compartir

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on whatsapp

Articulos relacionados