Asi Mejor

Salvado de trigo: 6 beneficios, recetas y contraindicaciones

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on whatsapp

El salvado de trigo le brinda a cada preparación importantes beneficios para la digestión, de hecho, su contenido en fibra es tan importante que constituye una sus propiedades más resaltantes.

El salvado es la cáscara que queda después de la molienda de los cereales. Proviene de sus 5 capas externas: la cutícula, el epicarpio, el endocarpio, la testa y la aleurona. Además, contiene gran parte de los nutrientes del cereal, como son las proteínas, minerales, grasas y agua.

El salvado de trigo es el que se usa más comúnmente. Tiene algunos beneficios y propiedades de las que hablaremos, detalladamente, más adelante.

Entonces, de acuerdo con la definición expuesta anteriormente, nos quedaría por decir que el salvado de trigo es la parte externa o caparazón del trigo (cereal).

Con este nutritivo alimento se suelen preparar harinas integrales, pero también se puede conseguir, de manera independiente, en forma de hojuela o en polvo para agregar a las recetas que más nos gusten.

En el proceso de molido, el trigo pierde gran parte de estos nutrientes, pues la cáscara es desechada. Por lo que, las harinas regulares o refinadas no son todo lo nutritivas que podrían ser si se usara el salvado.

Entre las propiedades que se le han comprobado a este alimento, se encuentran: generosas cantidades de fibra, proteínas en porcentaje considerable, vitaminas (especialmente del complejo B), minerales (el más abundante es el magnesio).

Para que puedas aprovechar todas estas propiedades del salvado de trigo, en este artículo te brindaremos información completa acerca de cómo consumirlo, qué recetas puedes hacer con él, qué nutrientes importantes contiene, qué beneficios nos aporta y cuáles son sus contraindicaciones.

Sin duda, el salvado de trigo es un alimento que querrás incluir en tu dieta para contribuir con la salud general de tu cuerpo. Así que, quédate leyendo para que aprendas todo lo que necesitas saber.

Los beneficios y propiedades del salvado de trigo

El salvado de trigo es comúnmente reconocido por sus beneficios para la buena digestión, pues tiene un efecto favorable sobre el tránsito intestinal. Sin embargo, se han obtenido evidencias de que también ayuda en otros procesos del organismo.

Para tener una idea, una cucharada de salvado de trigo contiene aproximadamente 5 gramos de fibra insoluble. Este tipo de fibra aumenta el tamaño de las heces y contribuye, en gran medida, a acelerar la digestión. Además, no retiene el líquido de los alimentos y hace como una especie de barrido de las grasas malas.

planta de trigo

En adición, contiene proteína, aproximadamente 15 gramos de proteína, es decir el 30% del requerimiento de este macronutriente diario. Esta cantidad lo hace más completo que otros cereales. En cuanto a las vitaminas, definitivamente, predominan las del grupo B: B6 (1,3 mg.), B5 (2,18 mg.), B3 (13,6 mg.) B9 (79 µg); también incluye vitamina E (1,49 mg.), vitamina A (9 IU) y vitamina K ( 1,9 µg).

De igual manera, tiene varios minerales, entre los que destacan el hierro (10,57 mg.), no porque sea el más abundante, sino porque contiene más que otros cereales. Entre los que contiene en más cantidades están: el magnesio (611 m.), el selenio (77,6 m.) y el calcio (73 m.). En menores cantidades también tiene potasio, fósforo, sodio y zinc.

Estas propiedades, hacen del salvado de trigo un súper alimento, pero que lamentablemente se confunde con el cereal refinado utilizado para las harinas blancas de trigo. La verdad es que el salvado de trigo aporta beneficios bastante notables para la salud. A continuación, hablaremos de cada uno de ellos.

1 – Combate el estreñimiento

El salvado de trigo tiene su beneficio más destacado en el hecho de que es alto en fibra. Consumir 10 gramos al día sería suficiente para acelerar de manera sustancial el tránsito intestinal. Esto se lo debemos a la fibra insoluble que contiene, esta atrapa gran cantidad de agua y aumenta la masa fecal.

digestion-de-estomago

Especialmente, el incremento del volumen de las heces es mayor con el salvado de trigo que con el de otros cereales como la avena, e incluso mayor que con las frutas y vegetales. Estudios han comprobado que con la ingesta de salvado de trigo aumenta hasta 5 gramos la masa fecal, por encima de frutas y verduras, que la aumentan 4.1 gramos.

Es importante consumir la cantidad sugerida, pues hacerlo de forma desmedida puede traer otros problemas. Por ejemplo, el salvado de trigo tiene un alto porcentaje de ácido fítico que puede impedir la absorción de nutrientes, en este caso, minerales como el calcio, el magnesio y el hierro, que aunque los contiene en cantidades considerables, no podrían aprovecharse. Con una ingesta correcta, el ácido fítico no constituye un verdadero problema.

2- Previene la diverticulitis

Cuando no hay un consumo adecuado de fibra insoluble en la dieta diaria, con el pasar de los años se puede desarrollar diverticulitis. Esta es una enfermedad poco común antes de los 40 años de edad, sin embargo, luego de los 60 años aumenta mucho el riesgo de padecerla.

Los divertículos son una serie de bolsas o bultos pequeños que, por lo general, aparecen en el colon. En estado normal, estas bolsas no son un problema, la dificultad comienza cuando se inflaman y, por lo tanto, se produce lo que conocemos como diverticulitis. Los síntomas son bastante intensos, como dolor de estómago, náuseas,fiebre y cambios en el proceso digestivo.

envejecimiento hombre

La diverticulitis se puede prevenir y alejar por completo con el consumo regular de salvado de trigo. Esto es importante tenerlo en cuenta, ya que en muchos casos, cuando la diverticulitis es recurrente puede requerir cirugía y siempre es preferible evitar las intervenciones quirúrgicas. Además, el consumo de fibra insoluble puede ayudar mucho con los síntomas y mejorar la función del colon mientras se tiene la enfermedad.

En un estudio realizado en los Estados Unidos, se hizo el seguimiento durante cuatro años de un grupo de miles de hombres y se comprobó que en los que ingerían fibra insoluble se logró disminuir en un 37% la aparición de enfermedad diverticular.

3- Disminuye riesgo de cáncer colorrectal

Las investigaciones relacionadas con cáncer han arrojado que la fibra insoluble del salvado de trigo funciona como un protector en relación, específicamente, al cáncer colorrectal. Las cifras han sido alentadoras. Con el consumo de fibra se ha reducido en un 50% la prevalencia de este tipo de cáncer.

La fibra del salvado de trigo, como ya lo mencionamos, produce el incremento del volumen de heces y genera un efecto de dilución de carcinógenos en la misma masa fecal, así como una disminución del acceso de las heces a las células epiteliales.

cancer metastasis

En adición, ocasiona el aumento de la fermentación colónica sacarolítica, lo cual incrementa la cantidad de ciertas bacterias que se ven muy perjudicadas cuando hay cáncer de colon. Esto genera más producción de ácidos grasos, como el butírico que da energía al colonocito y ayuda a mantener la barrera intestinal.

Es importante que si sufres una enfermedad como esta o existen antecedentes en la historia clínica familiar, consultes a tu médico tratante acerca del consumo de salvado de trigo para beneficiarte. Nunca lo hagas por cuenta propia, ya que el profesional de la salud es el que sabe con exactitud cómo proceder en tu caso específico.

4- Regula el colesterol malo

La misma propiedad de alto contenido en fibra soluble beneficia la absorción del colesterol LDL, que como sabemos es causante de algunas enfermedades cardiovasculares que pueden llegar a ser graves. Además de absorber, ayuda a que esta grasa sea expulsada a través de las heces.

Es ideal pues, combinar el consumo de salvado de trigo con el de grasas saludables para aumentar los niveles del colesterol bueno o HDL. En este sentido, el salvado de trigo actúa como un cardioprotector, pues sabemos que el órgano más afectado por las grasas trans es el corazón, especialmente las arterias.

el corazon

Las arterias coronarias son obstruidas por los depósitos de colesterol e impiden el abastecimiento de sangre, oxígeno y nutrientes hacia el corazón. Al absorber este colesterol, la fibra insoluble impide que este se quede en el intestino y, por el contrario, se lo lleva con ella para ser desechado, ya que la fibra insoluble no se digiere.

5- Controla los niveles de azúcar en sangre

Se reconoce que la fibra, en general, aporta más volumen a los alimentos y las heces. Además, ralentiza la digestión de carbohidratos, da una sensación de saciedad por más tiempo y esto ayuda a controlar los niveles de azúcar en sangre.

azucar

Cuando hay poca saciedad, como ocurre con el consumo de harinas refinadas, lo que sucede es que el cuerpo pedirá más alimentos, la persona consumirá y los picos de insulina subirán como consecuencia. Esto podría ser un ciclo constante si no se consumen alimentos ricos en fibra como el salvado de trigo. En algún momento, se crea la resistencia a la insulina y es cuando se desarrolla la diabetes.

Es importante, entonces, mantener en la dieta diaria un consumo adecuado, tanto de fibra soluble, como insoluble. Es ideal combinar el salvado de trigo con otros alimentos nutritivos y así contribuir con una mejor salud del organismo.

6- Ayuda a bajar de peso

Algunos de los beneficios mencionados anteriormente, contribuyen a que el salvado de trigo sea un excelente aliado para la pérdida de peso. Siempre y cuando se use como un complemento de una dieta balanceada y una rutina de ejercicios adecuada para la persona que desea bajar de peso y talla.

El salvado de trigo aumenta su volumen cuando llega al estómago y entra en contacto con los ácidos gástricos, proporcionando una sensación de saciedad que contribuye a controlar la ansiedad por comer.

control de peso

Además, es excelente para la digestión y para combatir el estreñimiento, lo cual es muy beneficioso cuando nos encontramos en un plan de adelgazamiento. De igual forma, sucede con el control del azúcar en la sangre y del colesterol, son factores que ayudan a prevenir en gran medida la obesidad.

La idea es incluir el salvado de trigo en las comidas y saber combinarlo para tener una nutrición completa. No se debe considerar este alimento como una cura mágica de la obesidad, ni abusar de su ingesta, pues como todo exceso, puede traer efectos contraproducentes para los fines que la persona desea lograr.

Si estás en plan de pérdida de peso, es necesario que busques orientación con el profesional de nutrición, quien te ayudará a determinar la cantidad diaria y frecuencia con la que puedes consumir el salvado de trigo.

Como ves, el salvado de trigo tiene beneficios increíbles para la salud, sin embargo, muchas personas los desconocen, por pensar que este alimento nutritivo es sinónimo de harinas refinadas. Nada más lejos de la realidad. Te animamos a que incluyas el salvado de trigo en tu alimentación diaria, especialmente, si sufres de las dolencias estomacales que hemos mencionado, como el estreñimiento.

¿Cómo tomar el salvado de trigo?

Las recomendaciones para consumir el salvado de trigo es agregar máximo una cucharada (10 – 30 gramos por día) en algunas preparaciones. Es común que se consuma en leches y yogures, esperar que se ablande un poco y tomarlo. También se puede agregar a cereales y batidos.

El salvado de trigo es un alimento versátil, por lo que puede estar presente en recetas de postres o alimentos de panadería como muffins, tortas, bizcochos, panqueques, panes, pasteles.

En el siguiente apartado te daremos algunas recetas para preparar en casa. Para elaborar platos con salvado de trigo, este puedes adquirirlo en diversas presentaciones, como: hojuelas, granulado, harina o salvado de trigo fino (polvillo). Ya dependerá del gusto de cada quien, irse por una o por otra opción.

Recuerda que el consumo excesivo del salvado de trigo puede ocasionar flatulencias, inflamación y otras molestias estomacales. La evidencia científica ha comprobado que unos 10 gramos al día serían suficientes para encontrar alivio a enfermedades del estómago como el estreñimiento.

Recetas que incluyen salvado de trigo

Estas recetas con salvado de trigo son muy fáciles de preparar y te llenarán de una energía increíble, así como también te harán efecto durante el día para un mejor tránsito intestinal, por lo que ambas te las recomendamos para la mañana. Aunque, sí que es verdad que en ciertas ocasiones podrían comerse en la merienda de la tarde, solo no lo hagas con demasiada frecuencia, especialmente, si estás en plan de pérdida de peso.

Smoothie de salvado de trigo

Este batido o smoothie es delicioso, te brindará los beneficios que necesitas para aligerar tu digestión, sentir energía y quedar plenamente satisfecho si lo tomas como merienda de la mañana o la tarde.

Ingredientes:

1 taza de fresas o arándanos (o puedes combinar media taza de cada uno)
1 taza de leche descremada o vegetal (la de tu preferencia)
1 taza de avena
1 cucharada de salvado de trigo
Miel de abeja orgánica o endulzante de tu preferencia

Preparación:

Una vez hayas lavado bien las fresas y/o los arándanos, agrega todos los ingredientes en el vaso de la batidora o licuadora. Bate por unos tres minutos. Puedes agregar hielo en épocas de calor y triturarlo con tu batidora. Sirve y listo, tienes un delicioso y nutritivo batido para ayudarte a tener una mejor salud. También sirve si estás en plan de perder peso, solo que deberás consultar las horas y la cantidad de fruta que puedes consumir.

Desayuno con salvado de trigo

Es un desayuno excesivamente fácil de preparar y muy saludable. Tendrás en una sola comida todos los macronutrientes que necesita tu cuerpo para comenzar un día espectacular, con nutrición, energía y bienestar.

Ingredientes:

15 gramos de salvado de trigo
1 taza de yogurt griego sin azúcar
1 kiwi picado en trocitos
½ taza de arándanos o fresas
15 gramos de nueces
15 gramos de avellanas

Lava muy bien tus frutas. Agrega en el fondo de tu vaso la mitad del salvado de trigo, encima las nueces, luego media taza de yogurt, encima la mitad de las fresas y/o arándanos, agrega el resto del salvado, el resto del yogurt, el kiwi y, por último, las avellanas. Sírvelo y disfruta del contraste de cada ingrediente.

Comparación entre el salvado de trigo y el salvado de avena

Ambos salvados tienen beneficios similares, sin embargo, poseen propiedades distintas que los hace diferenciarse. Va a depender de los requerimientos de cada persona para elegir uno el otro. También se puede alternar su consumo, ya que tienen efectos similares, aunque cada uno se destaca más en alguno de ellos.

salvado de trigo beneficios

Veamos, a continuación, sus características, diferencias y similitudes para que puedas determinar cuál sería ideal en tu caso.

Aporte calórico

El salvado de avena es ligeramente más calórico que el salvado de trigo. Por cada 100 gramos, el salvado de avena aporta unas 210 calorías, aproximadamente; el salvado de trigo unas 250 calorías. Si estás en plan de pérdida de peso estricto, te vendría bien el salvado de trigo, sin embargo, no es demasiada la diferencia para un plan más flexible.

Tipo de fibra

Ambos son ricos en fibra, sin embargo, de tipos diferentes. La fibra del salvado de trigo, como ya lo hemos mencionado en este artículo, es de tipo insoluble, con grandes efectos sobre los problemas de estreñimiento. También aumenta el volumen de las heces y funciona como un protector del colon.

El salvado de avena también tiene fibra insoluble, pero abunda más en fibra soluble. Este tipo de fibra se disuelve cuando está en agua, formando una especie de pasta babosa que ablanda las heces en gran medida.

Una buena combinación (equilibrada) de ambas fibras puede traer muchos beneficios a una persona, independientemente si sufre o no de algún problema estomacal.

Presencia de grasas

El salvado de avena, definitivamente, tiene más grasas que el salvado de trigo. Sin embargo, ambos tienen bajo contenido de este macronutriente. Lo que les da su diferencia calórica es, precisamente, la presencia de grasas poliinsaturadas presentes en el salvado de avena. No obstante, no son grasas malas, pertenecen al grupo de omega 3 y omega 6 que son esenciales para ciertas funciones del organismo.

Contenido de minerales

El salvado de trigo es más abundante en minerales que el salvado de avena. Sin embargo, es importante recordar que ambos también contienen fitatos que obstaculizan, precisamente, la absorción de los minerales, especialmente el hierro. Por eso, es importante no excederse en las cantidades a consumir. El organismo siempre se beneficiará del balance.

Los grupos vitamínicos

Ambos salvados son ricos en vitaminas del complejo B, aunque el salvado de trigo tiene mucha más cantidad de vitaminas, excepto por la tiamina, donde el salvado de avena le gana. La tiamina, así como el ácido fólico intervienen en la transformación de las proteínas, carbohidratos y grasas, en energía.

Como ves, ambos son nutritivos, aunque el salvado de trigo lleva ventaja en esto. La recomendación siempre es escoger el alimento que más se adapte a las necesidades de quien lo vaya a consumir y llevar una dieta balanceada para beneficiarnos completamente de todos los alimentos.

Las contraindicaciones del salvado de trigo

El salvado de trigo tiene más propiedades y beneficios para la salud que contraindicaciones. Sin embargo, en ciertos casos se debe evitar su consumo por cuenta propia y, en su lugar, consultar un médico. Por ejemplo, las personas que sufren de colitis ulcerosa o la enfermedad de Crohn, deben limitar el consumo de salvado o eliminarlo por completo, dependiendo del caso.

También, quienes sufren de osteoporosis se recomienda que suspendan el consumo de salvado de trigo, ya que podría dificultar la absorción del calcio.

Otro aspecto importante a tener en cuenta es que el salvado de trigo contiene gluten, por lo que, evidentemente, está contraindicado para personas con enfermedad celíaca.

Se debe ingerir más como complemento alimentario, toda persona que se exceda en su consumo puede presentar dificultades intestinales y molestias que se pueden evitar con el balance en la ingesta.

Conclusión

El salvado de trigo es un complemento alimenticio que se obtiene luego de la molienda y refinado del trigo. Es su parte más externa o cáscara formada por varias capas y que proporciona importantes beneficios para la salud, especialmente, estomacal.

Las propiedades del salvado de trigo lo hacen un alimento muy nutritivo, tiene alto porcentaje de vitaminas del grupo B, minerales como el magnesio, el zinc, el calcio y el hierro. En cuanto a sus macronutrientes tiene más proteínas que otros salvados, es alto en fibra y bajo en grasas.

Entre los beneficios más destacados del salvado de trigo se encuentran: alivio del estreñimiento, prevención de la diverticulitis y el cáncer colorrectal, control del colesterol y el azúcar en sangre y coadyuvante en la pérdida de peso.

Variadas recetas, muy saludables y nutritivas, se pueden hacer con el salvado de trigo. Se recomienda, en general, no exceder los 30 gramos diarios, y en casos de estreñimiento con 10 gramos al día puede ser suficiente.

A pesar de ser muy beneficioso para la salud, también tiene algunas contraindicaciones en el caso de personas con ciertas dolencias o condiciones, como la colitis ulcerosa, la enfermedad de Crohn y osteoporosis. También es importante no excederse en el consumo diario.

Preguntas frecuentes

  1. ¿El salvado de trigo es alto en proteína?

    En comparación con otros salvados y cereales, como el de avena, sí es más alto en proteínas. No obstante, no se debe considerar un alimento proteico y deberá consumirse la cantidad de proteína necesaria, proveniente de otros alimentos, para cumplir con los requerimientos diarios.

  2. ¿Cuánto salvado de trigo es recomendable comer al día?

    Las dosis van a depender de cada persona a la que se le indique. Sin embargo, una cucharada al día estaría más que bien en la mayoría de los casos. Cuando se sufre de estreñimiento con 10 gramos es suficiente para que el tránsito intestinal se regule.

  3. ¿El salvado de trigo me ayuda a perder peso?

    El secreto para la pérdida de peso es llevar una alimentación equilibrada y tener una buena rutina de ejercicios. No obstante, el salvado de trigo se puede usar como un suplemento que te va a ayudar a acelerar el proceso, a sentirte mejor, especialmente en cuanto a salud estomacal, puede ayudarte a eliminar grasa mala y a controlar tus niveles de azúcar. Todo eso ayuda, en gran medida, para facilitar el cambio de estilo de vida.

  4. ¿Para qué sirve el salvado de trigo?

    El salvado de trigo es un excelente aliado para mejorar el tránsito intestinal. Esa es su función principal y por la que muchas personas lo eligen para aliviar dolencias como el estreñimiento, las hemorroides y la diverticulitis. Si no tienes nada de esto, pero quieres apoyar algún plan especial de pérdida de peso o, simplemente, por tu salud general, también te sirve de mucho consumir salvado de trigo.

  5. ¿Cómo tomar el salvado de trigo?

    Lo mejor es que agregues salvado de trigo a tus comidas, para que sea más agradable consumirlo. Lo más común es incorporarlo en yogures, batidos, cereales, en preparaciones más elaboradas como muffins, panes, pasteles, tortas, panqueques. Por lo general, los alimentos de panadería combinan muy bien con el salvado de trigo.

  6. ¿El salvado de trigo contiene gluten?

    Sí, el trigo y todos sus derivados contienen gluten, por lo que, si está contraindicado para ti, no debes consumirlo.

SOBRE EL AUTOR
Hola, soy María Vera, licenciada en letras y en educación de la Universidad del Zulia y la URBE. Me encanta leer, escribir, ver cine y disfrutar con los que amo. Me apasiona la comunicación en todas sus formas. Mi objetivo cuando escribo es aportar mucho valor a los lectores, para que puedan tomar las mejores decisiones de acuerdo a su salud y bienestar. La alimentación es vital para ser productivos y lograr el éxito, por lo que mis contenidos siempre apuntarán a recomendar lo mejor en esta área de la vida.

1 comentario en “Salvado de trigo: 6 beneficios, recetas y contraindicaciones”

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *